Conciencia Cultural

Hola,

Photo by Retha Ferguson on Pexels.com

La música, lenguaje del alma, es universal; para mi es el abrazo.

Vengo de una cultura de abrazos y lenguaje corporal. Abrazar es nuestra forma de comunicarnos, la forma de expresar amor y compasión, decir adiós y dar la bienvenida, cerrar un pacto, e incluso el final de una discusión.

A dieciséis años de haber dejado mi país para vivir en una cultura diferente he aprendido a apreciar las diferencias al comunicarse.

Aun recuerdo cuando mi hija tuvo su primer grupo de amigas, tenían diez años en ese momento, y quería saludarlas de la manera que me resultaba natural. Les di un gran abrazo y ellas respondieron, contrario a lo que esperaba, con caras de sorpresa y sus cuerpos erguidos como soldados en formación.

Me tomó un tiempo, y la queja de mi hija, entender que abrazar era inapropiado en esta cultura.

Ahora me alegra ver como la comunicación se ha convertido en un tema cotidiano y cómo hemos adaptado códigos de otras culturas en beneficio de una mejor interacción.

Ahora, creo que puedo decir que el abrazo es un lenguaje universal.

Abrazos !

Pensamiento Crítico y la Toma de Decisiones

Hola,

Photo by Retha Ferguson on Pexels.com

Quería compartir con ustedes la importancia de tomarnos tiempo para descansar.

Cuando estamos descansadas tenemos la energía necesaria para tomar decisiones usando nuestro pensamiento crítico. Esto es importante en nuestra vida en general, pero aún más cuando nos relacionamos con personas tóxicas y controladoras. 

De hecho, una de las técnicas que usa el narcisista es mantener cansada a su pareja con la intención de evitar que utilice su pensamiento crítico para que sigan tomando malas decisiones.

Mientras más cansadas, mejores víctimas!  

El psicólogo Daniel Kahneman dice que nuestro cerebro funciona con DOS sistemas:
Sistema 1 es rápido e impreciso, y el Sistema 2 es lento y preciso.

La filósofa Somi Arian lo resume en el siguiente párrafo tomado de su artículo en ceoworld.biz:
“Cuando estamos cansados, estresados, hambrientos y, en general, agotados de energía, es más probable que funcionemos con el Sistema 1, que requiere poco mantenimiento. El Sistema 2, por otro lado, requiere mucha energía, nutrientes y descanso para funcionar correctamente. Para que el Sistema 2 se active cuando necesitamos pensar críticamente, necesitamos estar bien alimentados y descansados. Sin embargo, lo más importante es que ese sistema debe estar entrenado para participar.”

Así que a practicar y sacar tiempo para nuestro descanso como si nuestra vida dependiera de ello!

Abrazos!

“EL Momento Exacto”

Alguien me preguntó cuál fue el “momento exacto” en el cual sentí que me partiría del dolor (emocional) y mi respuesta fue:

Tuve muchos momentos difíciles, pero el más difícil de todos fue cuando finalmente desperté y vi mi realidad.

Despertar fue mi “momento exacto”.

Tenemos una capacidad increíble para cubrir situaciones difíciles. En mi caso entre las tareas domésticas, educar a mis hijos, trabajar duro, estudiar, lidiar con la cultura anglosajona mientras aprendía el idioma, y ​​en mi muy poco tiempo libre, hacer voluntariado. También desarrollé una adicción al alcohol porque borraba mi memoria cuando, a pesar de todas las distracciones, los recuerdos hacían su aparición teatral.

Luego, cuando mi hija menor se fue a la universidad, le dije a una amiga que se mudara a casa, así yo no estaría sola y por supuesto me mantendría distraída.

Finalmente, hace tres años me retiré de mi estresante trabajo, justo antes de que mi amiga se mudara. El hecho de estar sola con tiempo disponible me obligó a enfrentar mi realidad. Con esto había agotados los recursos para distraerme.

Pase un año terrible, ansiosa, con ataques de pánico, depresión, y pensamientos suicidas. Entonces comencé a ir a la iglesia en busca de consejo, luego tomé una terapia de DBT que me ayudó a reconocer que está bien no tener todo perfecto, a aceptarme como soy, a escuchar y entender mis sentimientos, y a tomarlos en cuenta en mis decisiones. Aprendí a ser responsable de mi misma y a recobrar mi felicidad.

Aún sigo descubriendo que no existe un destino sino un diario caminar y que es importante estar presente.

No todos los días son iguales, no todos los días son felices y eso está bien

Abrazos!

Well said!

Hola,

I was listening to an interview by Lindy West from her book “Witches Are Coming” where someone in the audience asked her a question related to racial / gender discrimination and her answer was exactly what needed to be said. Here it is:

“A white person, especially a white man, but also if you are a white woman you are raised to like conceive of yourself as default human being and it’s really dangerous to live your life that way because it causes you to assume that your instincts are always right and that your understanding of the world is correct.”

Abrazos!

Mirando dentro de mi

Photo by Bella White on Pexels.com

Hola

Es Domingo de Resurrección y me he levantado con la llamada de mi nieto, quien había estado marcando desde un número desconocido para mí hacía ya un par de días. Joaquim finalmente descubrió que podía dejar mensajes, así fue como supe quién me estaba llamando.

Un minuto después de escuchar su mensaje y antes de que pudiera volver a marcar recibí otra llamada de él, nos saludamos y me pregunto sin mucho interés porque no había contestado sus llamadas, luego me contó con la emoción de un niño de cinco años cuántos huevos de Pascua había recolectado y cómo los había encontrado.

Cuando terminó la conversación, me levanté, a preparar algo para comer y pensé en salir a caminar. Pero cuando terminé mi desayuno y abrí la puerta principal para sentir la temperatura decidí volver por mi café y terminarlo en el patio. Entonces allí, el canto de los pájaros me estimuló a cambiar la caminata por meditación.

Encontre una meditación para conectarme con mis guías espirituales , seguí sus pasos y entré en un estado de meditación profunda, me conecté con una energía familiar la cual sentí similar a la que sentía al estar cerca a mi padre y a la que siento cuando estoy cerca de mi nieto, también me conecte con mis dos hijos.

En el proceso para llegar a la meditación profunda escogí un paisaje de playa, un sitio que aún sin conocer lo sentí familiar, una combinación de selva y playa, algo parecido a Higuerote en el Estado Mirando de mi querida Venezuela. La paya tenía un delfín, y mi abuelo paterno se llamaba Delfín, que me esperaba para darme la bienvenida, en la orilla de la playa estaba Fifi, una perrita Yorkshire, y su coquetería me recordó a mi suegra. Yo entre al agua y nadé hacia una balsa de bambú donde me acosté a contemplar el paisaje. Delfín nadaba alrededor de la balsa donde estábamos Fifi y yo; a lo lejos se escuchaba el sonido del vapor de agua saliendo de los espiráculos de las ballenas jorobadas. Una experiencia mágica.

Mirando hacia la playa desde el mar vi el paisaje selvático con un camino que conducía hacia una casita de madera parecida a una choza, totalmente cerrada. Trate de abrir la puerta pero no pude, entonces la guía me indicó que colocara mi mano en el lector al lado derecho de la puerta y esta se abrió. Luego me dijo que podía entrar sola o invitar a alguien, pensé en invitar a la perrita, pero ella se quedó afuera en posición de vigilia. Cuando decidí entrar sola apareció mi papá y lo invite a entrar conmigo.

Dentro la guía dijo que podía decorar las paredes a mi gusto, así que decidí colocar en una pared un cuadro con mi rostro que mi hija había pintado en un estilo abstracto con colores cálidos. Coloqué algunas plantas tropicales, objetos decorativos heredados de mi familia, una mesa de madera rústica en donde estaba el caimán de bronce que mi padre usaba como pisa papeles. El techo era alto con vigas de madera y las paredes blancas con aspecto de bahareque y cal. La casa y su decoración se mezclaban con la naturaleza.

La guía luego me indicó colocar tres sillas en el lado norte de la mesa y una en sentido opuesto en la cual se sentaría mi invitado, y yo me sentaría en el medio de las otras tres sillas. Entrando, en la pared a la derecha tendría un reloj colgado y un calendario. Luego, la pared contraria tendría una pantalla para proyectar imágenes. En la mesa habría una computadora y controles para audio, video y un elevador.

El elevador estaría del lado de la pared con el reloj y tendría diez pisos que yo controlaría usando el botón rojo. De ese elevador vendrían dos personas escogidas por mi para esta reunión, pero tendrían que ser personas espiritualmente avanzadas. Entonces en este momento comencé a llorar un llanto de alivio y decidí invitar a Víctor, mi hijo, a quien recibí con un abrazo y le pedí que se sentara a mi derecha; luego invite a Oliviana, mi hija, a quien recibí con otro abrazo y le pedí que se sentara a mi izquierda.

Al fondo de la casa se encontraba la cocina con alimentos orgánicos y productos naturistas, justo al lado de la cocina estaba una habitación con productos homeopático, flores de Bach y aromaterapia para la curación del cuerpo, la mente y el alma.

Con el botón verde controlaría la pantalla donde se proyectarían mis pensamientos con las preguntas que yo quería formular y las respuestas que vendrían a mi mente. En ese momento pregunté: ¿Por qué se me ha hecho tan difícil solucionar mi situación financiera? La guia me aconsejo que le preguntara a mis acompañantes y me tomara un momento para escuchar y asimilar la respuesta.

Porque tienes miedo y no hay nada porque temer, escuche tres voces hablando al unísono, luego la voz de mi hija diciendo: Termina lo que has comenzado, tu proyecto inicial, y verás como todo se desencadena a tu favor.

Mi papá se levantó, luego se levantaron mis hijos y se acercaron a mí abrazándome en un abrazo grupal donde mi papá nos cubría a todos, me sentí muy tranquila y lloré toda la incertidumbre y ansiedad que quedaba dentro de mi. Les di las gracias y salí de la casa, afuera me esperaba Fifi y detrás de ella nadando en el agua Delfín, yo caminé hacia la playa y nadé de nuevo hacia la balsa de bambú donde me acosté a contemplar el paisaje. Delfín nadaba alrededor de la balsa donde estábamos la Fifi y yo; a lo lejos se escuchaba el sonido del vapor de agua saliendo de los espiráculos de las ballenas jorobadas. Sentí a mis seres queridos, los que han partido antes que yo, en la presencia de las Jorobadas.

Diez, nueve, ocho, regresando del viaje espiritual, siete, seis, cinco, relajada y feliz, cuatro, tres, dos, uno, despierta y viva.

Abrazos!

Cuida tu salud mental en tiempos de cuarentena


Hola

El pánico nos ha invadido y todos creemos que se debe a nuestro nuevo invitado, Corona. La realidad es que el pánico nos invade todos los días a través del bombardeo de información de las redes sociales, aderezada con sensacionalismo.

¿Recuerdas aquellos días en que solíamos llamar a las publicaciones exageradas “amarillistas”?

Quizás este sea el momento de meditar cerca de nuestro consumo de información virtual y reconectarnos a nivel humano, quizás este tiempo de cuarentena nos permita recordar nuestra humanidad, perdida entre los códigos que leen nuestra mente.

Aprovechemos para tomarnos un receso mental.

Abrazos!

When we were happy!

20191102_132220

I remember as a child wanting to go out to play with my neighbours and expending most of the time engaging in creating a different world every day. Being playful was the fuel for being creative, and being creative gave me the courage to conquer everything I wanted.

One day, we were playing the rescuer hero, and suddenly, the building became a rocky mountain from where we needed to escape helping each other. We needed to climb down the rope, but not a regular rope, this was a superhero one made by a combination of our skipping ropes, our dad’s belt, and a blanket that we tightened together and attached to the second-floor railing, and started our mission climbing down when one of our neighbours -thank God for neighbours- saw us and run to stop us calling, yelling, at our mother

“Olivia! your kids are about to jump from the second floooooor”

At that moment, my brother was ready for the mission, beginning to go outside the railing when they stopped us, who knows what would have happened to him if he had climbed with this combination of loose knots?

Every time it comes to mind, I can clearly see that we would not achieve it, the rope was already loose and we were heavy, it would not have supported our weight, most likely we would have landed in a disenchanted way.

20191102_132637

Anyway, we used to have fun and the link between our imagination and reality was unlimited, we could do and be whatever we wanted, and it felt GOOD. But, at some point that I can’t define, everything started to be difficult or impossible to conquer, my creations started to grow apart from my reality and they would be less frequent. I stopped marvelling, stopped creating, and one day without noticing what was going on I found myself searching for the meaning of things, a purpose, a life.

At that moment I knew I needed to go back to play.

Abrazos!

YEAR ‘ONE’ OF MY FIFTIES

My first year into this decade is over. honestly, I’m glad I left it behind!
I was ready for something else, ready for a glamorous year. I had idealized my fifty years, therefore was not prepared for this gift: a set of health tests that I did not expect, at least not all at once.

Yes, a set of letters from health Canada, all Cancer Care, made me feel uncomfortable, thinking that something was wrong with me, triggering my anxiety which add a few more test to the pile. I ended up with a panic attack, that I keep blaming my hormones for, but that the hospital thought it could have been related to heart issues, so, more tests… not what I consider glamour!

If you must know, not only my health was an disenchantment, but my finances as well. Last year, I took on the task of mastering bad decisions, I spent my small savings, which took me forever to have, venturing into Florida and taking the year off from work, and I did it all without bothering myself on thinking about it. I still wonder, what in the world was I thinking? What did I eat that poisoned my brain? I should have followed my doctor’s advice and taken hormonal pills. Only if I had known that they would take care of my mind, would I have avoided falling down the cliff where I am now.

Either way, life continues to give me opportunities to correct my mistakes.
I learned the lesson and learned in a difficult way the importance of controlling my emotions, finding meditation first and then the prayers as part of my mental health routine, I also decided to pay attention to what I am eating and be aware of the benefits. from moving, therefore, I managed to adjust an easy exercise routine to regulate my metabolism and slowly return to swimming, diving and running.


Finally, who does know what the future will bring us? No-one!
20190917_220810

 #fifties #life #mental-health #prayer-and-meditation #connections

Blogging, A therapeutic experience!

Hola,

You know when you have a thought that seem not to want to leave you alone unless you share it? Well, that is exactly what I have been experiencing in the past few days.

It all started when I said to myself -out loud- I need to stop procrastinating! Yes! I have the habit of postponing thing that is important or wait until last minute to run like if my life depends on it, you procrastinators out there know how it feels.

In case you are curious about how I manage to get things done, I don’t! I always wait until that very last minute, which explains the reason why my postings are very erratic. Of course! There is no deadline for a blogger.

However, I had the desire to work on this blog, the need to express myself and feel that doing so would help another doubtful person, then, no matter what or how to start, just with the response of when which resonated in my head NOW, Now is a perfect time!

Then, after years in my mind, full of fears and in my worst moment of anxiety, one day I did it! I opened my blog!

I never imagined how therapeutic it would be for me. It was liberating and scary, you should know that there were more deleted posts than you can read here, and although my mind kept telling me, can you write in English? My feelings told me to GO! Who cares, express yourself! Then, I stopped thinking and that was the short magic moment when this journey began.

Even so, I have doubts every time I sit down to write, but now I do it anticipating the thrill of feeling satisfied. As my fellow Toastmasters, Joze Piranian, says, the repetitive exposure to the source of fears desensitizes you and make them less threatening.

Finally, my wholeheartedly advice to you is: start NOW, anything you have been wanted for a long time…Now is the time!

Abrazos!